La presentación oficial del SUV eléctrico de Fisker se producirá el próximo mes de diciembre y su comercialización se iniciará en 2021

Fisker continua filtrando detalles a cuentagotas sobre su futuro SUV totalmente eléctrico. En un post publicado en Facebook, Henrik Fisker, el CEO de la compañía, ha mostrado un par de imágenes con las que podemos hacernos una mejor idea sobre la apariencia que tendrá cuando finalmente llegue al mercado.

Una de las características destacadas del SUV eléctrico de Fisker será una gran placa solar que ocupará todo el techo del vehículo, tal y como puede verse en una de las imágenes. Fisker afirma que fueron los primeros en emplear una -el Fisker Karma de 2011 ya incluía una- y que una vez más la van a integrar también en su nuevo SUV.

Lo que no queda claro aún es si en este caso Fisker podría ir un paso más allá. Recientemente la compañía aseguró que su nuevo SUV permitiría disfrutar de «una atmósfera de aíre puro», simplemente pulsando un botón. Dando a entender que el techo sería retráctil. Ahora asegura además que será también solar; o quizás únicamente sea solar en la parte posterior y delante sea retráctil. Tendremos que esperar para salir de dudas.

Advertisement

Caracter musculoso propio de un supercoche

Otro detalle que llama la atención, son las formas musculosas de este nuevo SUV. En especial en la zona del eje trasero, que es lo que puede verse en la imagen. Henrik Fisker afirma que esto es así ya que se trata de una característica propia de cualquier «supercoche», incluyéndolo por tanto de forma indirecta dentro de esta categoría.

La presentación oficial de este SUV eléctrico de Fisker se producirá el próximo mes de diciembre; aunque hasta que llegue ese día no sería extraño que la compañía siga filtrando nuevas imágenes o información sobre alguna de sus características.

Hace algún tiempo, Fisker ya reveló que su precio se situará por debajo de los 40 mil dólares y que su comercialización dará comienzo en algún momento de 2021. Fisker pretende seguir una estrategia comercial similar a la de Tesla, abriendo tiendas en Centros Comerciales y lugares de mucho tránsito dentro de las ciudades, en vez de confiar las ventas en los concesionarios.

Otro detalle interesante del SUV eléctrico de Fisker

Fisker también publicó una imagen en la que se puede ver que los intermitentes irán colocados en el pilar D del vehículo. Además, las manivelas de las puertas serán escamoteables como las del Tesla Model S o Model 3, pero en este caso vendrán iluminadas.

Todo apunta a que la autonomía del SUV de Fisker será de unas 300 millas, o lo que es lo mismo, unos 483 kilómetros. Contará con una batería de iones de litio de 80 kWh y dos motores eléctricos, gracias a los cuales dispondrá de tracción a las cuatro ruedas.