Cerca de medio millón de vehículos de Tesla llamados a revisión

Cerca de medio millón de vehículos de Tesla llamados a revisión

Escrito por: Javier Cantagalli   @Cantagalli    31 diciembre 2021     2 minutos

Un buen número de unidades del Tesla Model 3 y Model S deberán visitar en breve el Centro de Servicio del fabricante americano

Algo más de 365 mil unidades del Model 3 y alrededor de 119 mil del Model S tendrán que pasar por el taller por dos problemas distintos detectados en cada uno de estos modelos. Aunque se trata de fallos menores de poca importancia y fácilmente solucionables, el elevado número de vehículos afectados puede suponer un problema importante para los Centros de Servicio de Tesla, que podrían llegar a saturarse.

Según la Administración Nacional para la Seguridad del Tráfico en Carretera de los Estados Unidos, conocida por las siglas NHTSA, el cierre del maletero de algunas unidades del Tesla Model 3 puede con el uso llegar a provocar el desgaste del cable que conecta con la cámara de visión trasera del vehículo. Lo que podría acabar dañándolo y, por consiguiente, la cámara dejaría de funcionar.

Tesla Model 3 2021 Interior

Este problema afecta a algunas unidades del Model 3 producidas entre 2017 y 2020. Para solucionarlo, la NHTSA afirma que los Centros de Servicio de Tesla deberán inspecionar este cable en el maletero para comprobar si está dañado, sustituirlo por uno nuevo si fuese necesario, e instalar un protector para evitar su desgaste en el futuro.

Tesla se pondrá en contacto durante las próximas semanas con aquellos clientes estadounidenses que puedan estar afectados por este fallo para concertar una cita en el Centro de Servicio más cercano.

El Model S también tiene un problema con el maletero

Por otro lado, el problema que afecta a unas 119 mil unidades del Model S en Estados Unidos está relacionado también con el maletero, pero en este caso el delantero. Todas las unidades de este modelo afectadas habrían sido además producidas entre 2014 y 2021.

Tesla Model S Plaid Back

Según la NHTSA, el cierre del maletero delantero puede estar desalineado, impidiendo que el segundo enganche que incorpora realice su función. Esto supone, según este organismo, una violación de los requirimientos establecidos en la normativa vigente aplicable a este tipo de sistemas.

Este problema detectado ahora, si no se soluciona puede llegar a provocar que el maletero se abra de forma inesperada, llegando incluso a obstruir la visión del conductor si en ese momento se circula a altas velocidades. Los Centros de Servicio de Tesla deberán inspeccionar este cierre y cambiarlo si fuese necesario sin ningún coste para el propietario del vehículo.

Comentarios cerrados