En el Future Faraday FF 91 la tecnología se demuestra a base de la instalación de pantallas

La historia y los últimos capítulos de Future Faraday y, por ende, del que debería ser su primero coche, el FF 91, no dejan de ser curiosos.

De una parte, anuncian su bancarrota. De otra, esta declaración no es más que una estrategia legal y un formalismo para permitir la entrada de nuevos inversores que aporten capital. Y, finalmente, poco más de una semana después de declararse en este estado financiero, presentan imágenes más precisas del interior de su nuevo vehículo, el Future Faraday FF 91.

Las que conocíamos eran imágenes lejanas, desde el exterior y sin demasiadas concesiones más allá de entender que se trataba del habitáculo donde querer pasar largos ratos debido al nivel de lujo y tecnología que parecía equipar.

Ahora, vistas las 4 imágenes, no nos queda duda el FutureFaraday pretende ser enclave sustituto ideal del salón cuando viajar es imprescindible.

AdvertisementAdvertisement

Y es que, no solo por contar con un sistema de tres motores eléctricos que ofrecen más de 1.000 CV y catapultan en el sprint de 0 a 60 millas por horas en tan solo 2,39 segundos, se caracterizara el que se espera que sea el coche de producción.

Hasta 11 pantallas independientes

Aun sin conocer los materiales usados, parece que el tapizado en lo que parece piel y las inserciones en materiales de alta calidad envuelven una atmósfera acristalada por ventanas y, sobre todo, por un sinfín de pantallas.

El Future Faraday FF 91 es un pues un vehículo con 4 plazas diferenciadas e individuales donde las de las plazas traseras posiblemente tengan mayor privilegio a la hora de disfrutar de un trayecto que los de las butacas delanteras.

Ff91 (2)Aunque la posición de quien ejerza la conducción encontrará todo un arsenal de elementos a su disposición, presididos por un singular volante y una enorme pantalla de 15,4 pulgadas situada en la consola central que vendría a rivalizar con la que el acompañante tendría frente de sí de 11,6 pulgadas.

También aparece como pantalla el que tradicionalmente ha sido el espejo retrovisor interior, situado en la posición central de la vertical entre las posiciones de las plazas anteriores y que marca un tamaño de 10,1 pulgadas.

El cuadro de instrumentación tras el volante aparece integrado en el salpicadero y queda situado de manera mucho más discreta que los tableros usados habitualmente.

Ff91 (1)Además, parece que en los paneles de las puertas del coche, los controles también son gestionados a partir de pantallas táctiles que permitirán desde la climatización hasta otras bondades como podría ser los sistemas de información y entretenimiento de cada pasajero que contarán con una pantalla Cinema Experience de 27 pulgadas con la que hacer más amenos los viajes de largo recorrido o poder realizar actividades en línea a través de la conexión a internet.

Te interesa: