Hispano Suiza acaba de anunciar la llegada de Carmen, un gran turismo 100% eléctrico que verá la luz en el próximo Salón de Ginebra

El mundo del motor ha sido participe de como muchas firmas padecían en el olvido, pero también como muchas otras luchaban para alcanzar un prestigio del que gozan en la actualidad. En esta tesitura se encuentra Hispano Suiza, una firma española que está a punto de resurgir gracias a Carmen, su última creación. Este modelo no solo destaca por encargarse de dar vida a una de las marcas más emblemáticas de España, sino también por contar con una mecánica 100% eléctrica en sus entrañas.

La marca ha confirmado que será en la próxima edición del Salón de Ginebra cuando se presente en primicia a Carmen, un modelo que esconde una emotiva historia detrás de su nombre. De esta forma, Hispano Suiza llega dispuesto a ofrecernos su última tecnología y a competir con las marcas más innovadoras y revolucionarias del momento.

Carmen, un nombre para homenajear

Fue en el año 1904 cuando Damián Mateu y Marc Birkigt fundaron Hispano Suiza, una marca que tuvo una gran repercusión en la industria automovilística. Tras el fallecimiento de Damián, la presidencia de la marca fue relegada en Carmen, su hija. Tal y como pretendía su padre, Carmen continúo con el legado para cumplir los sueños que siempre habían tenido.

En la actualidad, Hispano Suiza se encuentra dirigido por Miguel Suqué Mateu, bisnieto de Damián y responsable de que su última creación lleve el nombre de Carmen. Es así como este modelo no solo se convertirá en una revolución para la marca y para el sector, sino también en un homenaje para una de las personas más relevantes en la historia de la firma española.

Electricidad, lujo y deportividad de la mano

Hispano Suiza también ha querido aprovechar la última tecnología para poder desarrollar un vehículo puntero y dispuesto a rivalizar con los más grandes. Para ello, se ha recurrido a un esquema mecánico 100% eléctrico y, pese a que aún son muchos los detalles por desvelar, sabemos que contará con un monocasco superrígido de fibra de carbono.

Este se verá complementado por el conocimiento de QEV Technologies, otra empresa española especialidad en I+D y en el desarrollo de diferentes piezas y componentes no solo para vehículos eléctricos convencionales, sino también para los inscritos en la Fórmula E. Al mismo tiempo, Hispano Suiza quiere combinar este carácter innovador con pinceladas clásicas, motivo por que el han tomado al Dubonnet Xenia de 1938 como fuente de inspiración.

Como hemos mencionado, será en el Salón de Ginebra cuando se presente en primicia a Carmen, un modelo que tendrá en el punto de mira a marcas como Tesla o Rimac. Con esta premisa, podemos esperar cómo Hispano Suiza aderezará esta intensa guerra que está comenzando a surgir entre los vehículos 100% eléctricos.