Christian von Koenigsegg cree que Tesla ha lanzado el guante al resto de la industria con el nuevo Roadster

Aunque bien es cierto que a día de hoy es únicamente un prototipo y aún tendremos que esperar al menos un par de años para ver las primeras unidades en el mercado, con la presentación del Tesla Roadster la marca americana ya ha logrado generar cierta ansiedad a los fabricantes tradicionales de superdeportivos, como es el caso de Koenigsegg.

Eso es al menos lo que se desprende de las declaraciones realizadas recientemente por Christian von Koenigsegg en Pebble Beach para Top Gear. Koenigsegg asegura que con el Roadster Tesla ha lanzado el guante al resto de la industria y que incluso se sintieron avergonzados por las cifras de rendimiento que teóricamente es capaz de alcanzar.

Durante la entrevista, el jefe de la marca sueca de superdeportivos afirma que la presentación del Tesla Roadster se produjo cuando ya habían planificado los lanzamientos para los próximos años. Sin embargo, esos planes se fueron al traste al ver las cifras de aceleración que Tesla prometía con el Roadster.

El objetivo era superar a cualquier superdeportivo con motor de combustión

Aunque probablemente no lleguen a venderse muchas unidades del Roadster, eso no es un problema para Tesla. La intención de la marca americana con este modelo no es otra que dar un golpe encima de la mesa dejando claro que un vehículo eléctrico puede ofrecer un rendimiento superior al de cualquier superdeportivo con motor de combustión, y además puede hacerlo incluso a un precio más económico.

Recordemos que Tesla promete con el Roadster una aceleración de 0 a 60 millas por hora en 1.9 segundos, o lo que es lo mismo, de 0 a 100 km/h en unos 2 segundos. La aceleración de 0 a 100 millas por hora (161km/h) es de 4.2 segundos, y el cuarto de milla (402m) lo completa en 8.8 segundos.

Koenigsegg afirma que cuando leyeron estas cifras su primera reacción fue pensar que eran imposibles. Sin embargo, finalmente tras analizarlo todo con más calma comprendieron que eran reales, lo que les hizo sentirse avergonzados. Ante esa situación no les quedó otra que sentarse en la mesa de diseño y ponerse a pensar como podían lograr algo parecido en uno de sus coches.

La solución de Koenigsegg para competir con el Roadster es la hibridación

Finalmente en Koenigsegg parecen haber encontrado una solución al tremendo reto que les planteó la presentación del Tesla Roadster y, según afirman, no van a dejar de emplear motores de combustión interna. La solución a la que han llegado parece consistir en optar por la hibridación de sus sistemas de propulsión, combinando un motor térmico y uno eléctrico, junto a una batería de capacidad limitada.

Actualmente Koenigsegg ya cuenta con un modelo híbrido enchufable, el Regera, que ofrece una aceleración de 0 a 100 km/h en 2.8 segundos y una velocidad punta de 410 km/h. Este modelo cuenta con una batería con refrigeración líquida de 4.5 kWh que le permiten circular unos 33 km en modo completamente eléctrico.

El fabricante sueco ya está trabajando en un nuevo superdeportivo que, lógicamente, tendrá que mejorar estas cifras del Regera si quiere competir de tú a tú con el futuro Tesla Roadster.