El nuevo Honda e tiene una autonomía de alrededor de 200 Km y una potencia de 147 CV. Es de tracción trasera y tiene un reparto de pesos del 50:50.

El nuevo Honda e, el primer coche eléctrico de Honda, ha sido diseñado para ofrecer una experiencia de conducción excepcional en entornos urbanos, tal y como asegura el propio fabricante de vehículos.

“Con una extraordinaria combinación de dinámica, eficiencia y rendimiento altamente sensibles, el vehículo eléctrico de próxima generación de Honda brindará características de manejo y diversión sin rival para el segmento de autos eléctricos compactos”, continuan desde Honda.

El nuevo Honda e monta un motor eléctrico, de alta potencia, que ofrece 147 CV o lo que es lo mismo 110 kW y un par motor que supera los 300 Nm. Este tren motriz está acompañado de una batería de 35.5 kWh, una de las más compactas de su clase, que tiene como objetivo “conseguir un equilibrio excepcional de bajo peso con una capacidad de carga rápida del 80% en 30 minutos y una autonomía de más de 200 kilómetros, perfecto para todos los desplazamientos urbanos que se realizan a diario”.

 Honda e, un nuevo reto para los ingenieros de la marca

El primer coche eléctrico de la marca ha puesto contra las cuerdas a los ingenieros ya que tenían que conseguir mejorar la dinámica de conducción para ofrecer al conductor “una experiencia divertida y atractiva”. Con la batería ubicada debajo del piso del vehículo, el centro de gravedad del automóvil está aproximadamente a 50 cm del suelo.

Este coche eléctrico urbano tiene una distribución de peso de 50:50, más típica de modelos con un mayor rendimiento como los que forman parte de la familia de BMW. Cuenta también con un tamaño amplio pero compacto a su vez. Los voladizos son cortos en la parte delantera y trasera y es que el Honda e “ofrece un equilibrio óptimo de estabilidad y rendimiento de manejo para el segmento de los coches eléctricos compactos”.

Para ayudar a entregar ese carácter deportivo, la potencia se entrega a través de las ruedas traseras, lo que permite una mayor movilidad de las ruedas delanteras. El radio de giro es de 4.3 metros, lo que garantiza una “excelente” maniobrabilidad en las calles de las grandes ciudades.

Su bajo centro de gravedad permite controlar el balanceo del chasis sin una suspensión rígida lo que permite una gran estabilidad en los cambios rápidos de carril. “Los ingenieros de Honda compararon la calidad de conducción del automóvil con respecto a los automóviles de segmentos más grandes, utilizando un diseño McPherson Strut independiente en las cuatro ruedas para garantizar una conducción cómoda y refinada para los ocupantes”.

El Honda e tandrá el Control de Pedal Único

El Honda e también ofrecerá un Control de Pedal Único, lo que permitirá al conductor acelerar y desacelerar el automóvil utilizando solo el pedal del acelerador. Cuando se pisa el pedal del acelerador, el automóvil acelerará de manera normal; cuando se suelta, se producirá el frenado regenerativo automático y se desacelerará el automóvil.

El Control de Pedal Único mejora la eficiencia de conducción en entornos urbanos y reduce la necesidad de usar múltiples pedales, lo que hace que la unidad sea más atractiva, emocionante y perfecta con el máximo control para el conductor.

El nuevo coche eléctrico compacto de Honda forma parte de la estrategia de la marca para contar con trenes motrices electrificados en todos los automóviles que vende en Europa para el año 2025 y es que el Honda e es uno de los modelos con más reservas antes de salir al mercado.