Nuevo Hyundai i30: conducimos las nuevas versiones gasolina y diésel microhíbridas

Nuevo Hyundai i30: conducimos las nuevas versiones gasolina y diésel microhíbridas

Escrito por: Antonio Roncero   @roncero_antonio    27 noviembre 2020     8 minutos

Nos ponemos al volante del nuevo Hyundai i30 en sus versiones más interesantes, ahora con hibridación ligera y etiqueta ECO de la DGT.

El Hyundai i30 es, por méritos propios, uno de los compactos más completos del mercado. Tiene muchos argumentos para ello. Por ejemplo, una oferta con tres carrocerías, 5 puertas, familiar y el elegante Fastback. También un precio muy competitivo, con una relación más que favorable entre lo que pagas y lo que te llevas a cambio, especialmente gracias a una agresiva campaña de descuentos. Y además, es un coche que, dinámicamente, se comporta de maravilla, ofrece un interior amplio y bien aprovechado y no se queda atrás en seguridad o conectividad.

Ahora, la tercera generación del i30, que lleva en el mercado desde 2016, recibe una actualización que potencia todas sus virtudes, mejorando algunos apartados interesantes para el comprador final que van más allá de unos retoques estéticos. Sobre todo, en la gama de motores. Vamos a ver cuáles son estos cambios.

El diseño del nuevo Hyundai i30: más de lo que parece

Muchos cambios ha introducido Hyundai en el nuevo i30. La parrilla y los paragolpes nuevos, así como los grupos ópticos con una nueva firma de luces diurnas en V, y entradas de aire más generosas, le aportan más personalidad y presencia. De paso, llegan tres nuevos colores de carrocería y nuevos diseños de llantas.

Hyundai I30 36

Menos retoques recibe el interior, con detalles como el nuevo diseño de las salidas de aire de ventilación, tapicerías, materiales con mayor prestancia a la vista y al tacto… También se añade un color gris que puede combinarse con el tono negro existente hasta el momento. Pero lo interesante en el interior llega de la mano del sistema Bluelink y de los servicios Hyundai Live Services, ya estrenados en otros modelos de la marca, que todavía no habían llegado al i30.

Hyundai I30 55

A través del proveedor TomTom, los clientes de Hyundai que equipen su i30 con el sistema de navegación integrado contarán con cinco años de servicios online gratuitos, que facilitan mucho la conducción y la vida a bordo. Por ejemplo, entre ellos se encuentran la información en tiempo real del tráfico, estaciones de servicio en la ruta con el precio de combustibles, plazas libres de aparcamiento… Y la aplicación Bluelink te permite conectar el coche a tu smartphone para controlar de forma remota el bloqueo de las puertas, localizar su posición o enviar directamente rutas al navegador, por ejemplo.

Motores: mejor microhibridación

Bajo el capó es donde el nuevo Hyundai i30 aporta las novedades más interesantes. Se siguen ofreciendo motores de combustión sin hibridación, en concreto el 1.0 de 3 cilindros de gasolina con 120 CV, y el 1.6 CRDi de 4 cilindros con 116 CV. Pero se ofrecen solo con los acabados inferiores y la diferencia de precio con las versiones microhíbridas hace que no interesen: unos 1.250 euros a igualdad de equipamiento en los gasolina que se ofrecen con y sin hibridación, a igualdad de equipamiento.

Hyundai I30 47

Como parte de su estrategia de marketing, Hyundai llama “hybrid” a estas versiones con etiqueta ECO de la DGT, pero en realidad no lo son. Se trata de los cada vez más populares Mild Hybrid, híbridos ligeros o microhíbridos, en este caso con tecnología de 48 voltios. Básicamente, el motor eléctrico que asiste al de combustión y hace las veces de motor de arranque es un motor pequeño y de poca potencia, que nunca mueve las ruedas por sí solo.

Una pequeña batería de litio almacena la energía que se recupera en las fases de deceleración y la utiliza en las fases en las que el motor eléctrico puede sumar empuje al motor térmico, o para que puedan seguir funcionando los sistemas eléctricos del coche cuando en modo de marcha por inercia se desconecta el motor. Esto permite ahorros adicionales de consumo.

Hyundai I30 35

Si nos centramos pues en los “hybrid”, en gasolina puedes elegir entre el 1.0 tricilíndrico de 120 CV o el 1.5 de cuatro cilindros con 160 CV. En la gama diésel, el único con sistema MHEV es 1.6 CRDI de 116 CV. En los tres casos se puede elegir entre un cambio de doble embrague de 7 marchas como alternativa al nuevo cambio manual de seis marchas iMT de serie, Este último es un nuevo desarrollo de Hyundai, que permite desacoplar de forma automática el motor de la transmisión y apagarlo momentáneamente cuando el conductor deja de acelerar y el coche avanza por inercia.

Nuestro Hyundai i30 favorito: con tres cilindros es suficiente

La llegada de la microhibridación hace que el 1.0 Turbo de tres cilindros con 120 CV se muestre todavía más agradable de conducir que antes, y con menor consumo. Por ello sigue siendo nuestro favorito, con cualquiera de las tres carrocerías. Especialmente combinado con el cambio de doble embrague, aunque la nueva caja manual funciona de maravilla. Sin duda, uno de los motores de gasolina de esta cilindrada referencia en la categoría.

También le ha sentado muy bien el sistema MHEV al 1.5 TGDi de 160 CV, que convierte al i30 casi en un pequeño GTI, especialmente si te decantas por la versión de acabado N-Line. Es un motor muy fino cuando funciona a bajo y medio régimen, pero que también puede subir de vueltas si decides hacer uso del cambio. Y ahora se conforma con consumos medios reales en torno a 6 l/100 km si conduces de forma suave, aprovechando su capacidad de empuje en marchas largas.

Hyundai I30 30

Pero no pierdas de vista el diésel. Lo mejor aquí es que puedes elegir entre las dos opciones, en función del tipo de uso que vayas a hacer del coche. El mejor término medio es el 1.0 de 120 CV de gasolina. El 1.5 TGDI aporta un plus de prestaciones para los que gustan de contar siempre con una reserva de potencia o “desmelenarse” de vez en cuando. Y el 1.6 CRDI de 136 CV es sencillamente imbatible a la hora de hacer muchos kilómetros al menor coste posible. No lo pierdas de vista si te toca pasar muchas horas al volante conduciendo por autopista.

Cinco niveles de acabado, versiones N Line

Los niveles de acabado para el nuevo Hyundai i30 son cinco: Essence, Klass, Tecno, N Line y N Line X. Este último sustituye al anterior Style.

Los Essence son el nviel de acceso a la gama, y cuentan con un equipamiento limitado. Por ello recomendamos dar el salto al Klass, que añade llantas de aleación ligera de 16 pulgadas, la pantalla táctil a color “básica” con 8 pulgadas, cámara de aparcamiento trasera, sensor de parking y climatizador bizona. Las versiones más demandadas del i30 volverán a ser los Tecno, que ya cuentan con llantas de 17 pulgadas, el navegador con pantalla de 10,25 pulgadas y sistema Bluelink, la instrumentación con display digital de 7 pulgadas, los faros LED, llave inteligente, arranque por botón y sensor de lluvia.

Hyundai I30 53

El acabado deportivo N-Line, ahora disponible en las tres carrocerías, suma a la dotación de los Tecno un diseño específico para la parrilla, paragolpes trasero con difusor y doble salida de escape, así como volante y asientos deportivos, ambos de excelente tacto.

La gama se corona con una nueva versión denominada N-Line X, que sustituye a los anteriores Style, y suma al equipamiento de los N-Line el techo solar panorámico, cargador inalámbrico para el móvil, control de crucero adaptativo, sistema activo de seguimiento de carril y freno de estacionamiento eléctrico.

Ya que hablamos de asistentes a la conducción, el nuevo i30 recibe algunas novedades que hasta ahora no tenía dentro del paquete de asistentes Hyundai Smart Sense. Llega el asistente de mantenimiento de carril, y se mejora el asistente de prevención de colisiones frontales, ahora con reconocimiento de ciclistas.

Precios y descuentos para la nueva gama Hyundai i30

Atento a este apartado, porque a los precios de salida de cada versión tendrás que restar los descuentos de los que puedas disfrutar para ponerte en realidad en situación. La versión del i30 5p con el motor 1.0 TGDI MHEV 48V con acabado Klass parte desde 24.475 euros. El 1.5 TGDi 150 CV MHEV 48V se ofrece desde el acabado N-Line, por 28.775 euros. El 1.6 CRDi 136 CV 48V Klass está disponible desde 26.775 euros.

Y ahora viene lo bueno, apunta: Hyundai ofrece un descuento de 3.400 euros a restar de estos precios a los gasolina, y 4.000 en los diésel. Si financias la compra con la marca, añades otros 1.500 euros de descuento adicionales. Y si entregas un coche a cambio a la hora de comprar el nuevo, se incluye una sobretasación de 1.500 euros del coche usado, sea de la marca que sea.

Hyundai I30 45

Nosotros nos quedamos con el 1.0 TGDi MHEV 48 voltios de 120 CV, que elegiríamos con el cambio de doble embrague y acabado Tecno (o N-Line), que con los descuentos a la compra y por financiación se quedarían en 22.075 euros, con cinco años de garantía, cinco años de mantenimiento gratuito y cinco años de asistencia en carretea de serie. Las versiones i30 CW con carrocería familiar tienen un sobreprecio de 800 euros respecto al 5p, y el interesante Fastback, unos 900 euros más que el hatchback.

Galería de imágenes Hyundai i30

Comentarios cerrados

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.