El rover presentado por Toyota con pila de combustible de hidrógeno hará posible que se lleven a cabo futuras misiones de exploración espacial

La Agencia Aeroespacial de Exploración Japonesa -conocida por las siglas JAXA- y el fabricante japonés de vehículos Toyota Motor Corporation han anunciado un acuerdo de colaboración con el objetivo de poder llevar a cabo futuras misiones de exploración espacial.

JAXA y Toyota, unirán esfuerzos con la intención de completar conjuntamente la fabricación de un rover lunar con tecnología de pila de combustible de hidrógeno. Este tipo de vehículo es absolutamente imprescindible para llevar a cabo las misiones de exploración espacial cuando en ellas participan humanos.

La increible autonomía del rover de Toyota

La tecnología de pila de combustible de hidrógeno es la más adecuada para un rover de este estilo y es por ello que ha sido la elegida. Esto es así ya que, a pesar de las limitaciones existentes para transportar energía hasta la luna, con esta tecnología la autonomía total del rover en la superficie lunar puede superar los 10 mil kilómetros.

AdvertisementAdvertisement

De cara a la próxima década, la comunidad científica tiene puesta la vista en Marte y en la Luna como destino de nuevas misiones espaciales que permitan ampliar conocimientos y desarrollar nuevas tecnologías en beneficio de la humanidad. Para lograrlo, es necesaria una perfecta coordinación entre las misiones espaciales en las que solo se emplean robots y aquellas en la que viajan humanos. Estas últimas, mucho más complejas, requieren además la utilización de sistemas de transporte fiables y seguros con los que desplazarse por la superficie lunar o marciana.

Un concepto que pronto podría hacerse realidad

Son varias las Agencias Espaciales que trabajan conjuntamente con empresas privadas en el desarrollo de rovers para el transporte de humanos en la superficie lunar o marciana. Y aunque el vehículo presentado ahora por JAXA y Toyota no es por el momento más que un concepto, no sería raro que se hiciese realidad una vez se fijen nuevas misiones de exploración espacial.

El tamaño aproximado del rover de JAXA y Toyota es el de un par de microbuses juntos. Esto es, 6 metros de largo, 5.2 metros de ancho y 3.8 metros de alto. El espacio habitable en su interior es de 13 metros cúbicos, lo que permite acomodar a dos humanos en condiciones normales, o cuatro en situaciones de emergencia.