En menos de 12 minutos el Audi e-tron GT será capaz de cargar un 80 por ciento de la batería en los puntos de carga de la red Ionity

Una de las peculiaridades de los vehículos eléctricos que más reticencias generan entre algunos conductores, acostumbrados durante años a conducir vehículos con motor de combustión, es el tiempo de recarga de la batería. Cuando se llevan muchos años acudiendo a la gasolinera únicamente cuando el deposito está casi vacío, resulta difícil hacerse a la idea de que la dinámica a seguir con un vehículo eléctrico es completamente distinta y que, en este caso, si es posible es recomendable recargar por las noches frecuentemente sin dejar nunca que la batería se descargue por completo.

Cuando hay que hacer un viaje largo, los puntos de carga ultra-rápidos, son la mejor solución. En unos pocos minutos, mientras se estiran las piernas o se toma un café, es posible recargar casi al completo la batería para continuar el viaje hasta el destino elegido.

Estos puntos de recarga ultra-rápidos son además la única manera que existe de convencer a muchos de estos veteranos conductores, acostumbrados a llenar el depósito en poco más de 5 minutos, de que deben dar el salto al vehículo eléctrico. Las grandes marcas lo saben y, por este motivo, están empezando a apostar por el desarrollo de nuevas tecnologías para baterías que permitan incrementar sustancialmente la velocidad de las recargas.

El nuevo Audi e-tron es solo el principio

Hace pocos días Audi presentaba su primer vehículo completamente eléctrico: el nuevo e-tron. Con una potencia máxima de 150 kW para las recargas rápidas en corriente continua, el e-tron es capaz de recargar un 80 por ciento de la batería en tan solo 30 minutos. Suficiente para recorrer algo más de 300 km adicionales hasta llegar a destino o al siguiente punto de carga.

Sin embargo, tal y como dice la propia Audi en el anuncio para televisión del nuevo e-tron: “esto es solo el principio”. Los planes de futuro de Audi son mucho más ambiciosos y en no mucho tiempo los coches del fabricante alemán podrán cargar un 80 por ciento de la batería en menos de 12 minutos.

Para recargar en menos de 12 minutos será necesaria una potencia de 350 kW

Para lograr estas cargas ultra-rápidas estos coches contarán con baterías capaces de recargarse a una potencia de 350 kW. Johannes Eckstein, Director de marketing de la gama e-tron, acaba de confirmar que el e-tron GT será el primer vehículo de la marca capaz de soportar recargas a 350 kW. Esto ocurrirá en 2020, la fecha prevista para que este nuevo modelo de la gama e-tron llegue al mercado.

Lógicamente, para que sea posible realizar recargas casi completas en menos de 12 minutos, además de vehículos con baterías que soporten estas elevadas potencias de carga, es necesario contar también con una red de cargadores ultra-rápidos. Audi, como integrante del grupo Volkswagen, forma parte junto a otras marcas del proyecto más ambicioso que existe actualmente en Europa para desplegar una red de cargadores ultra-rápidos. Los cargadores de Ionity, que es como se llama esta red, ofrecen estos 350 kW de potencia máxima de carga.

Siguiendo los pasos del Taycan

Audi se convierte así en el segundo fabricante en anunciar que uno de sus coches podrá aprovechar estos 350 kW de potencia al realizar una recarga. Algunos meses antes, Porsche anunció que el Taycan podrá también cargar su batería a 350 kW de potencia. En cualquier caso, estamos seguros de que el Audi e-tron GT no va a ser el último en unirse al club de las recargas a 350 kW. Con toda seguridad, durante los próximos meses escucharemos anuncios similares de otros fabricantes.