Esta versión del X5 estará disponible a principios de 2020 de forma limitada, para posteriormente iniciar su producción en masa

BMW anunció la pasada semana su intención de acelerar la electrificación de su gama, apostando especialmente por introducir nuevos modelos híbridos enchufables. Este no es, sin embargo, el único camino que la firma bávara pretende recorrer durante los próximos años y, a la largo plazo, no descartan que la tecnología basada en el hidrógeno sea la solución perfecta.

La firma bávara espera tener listo a principios del próximo año una versión con pila de hidrógeno del X5. Este nuevo modelo llegará inicialmente al mercado en una serie limitada con unas pocas unidades para, poco tiempo después, iniciar su producción en masa.

Fruto de su colaboración con Toyota, BMW quiere comercializar antes de 2025 otro nuevo modelo con pila de hidrógeno. Por el momento se desconoce, sin embargo, a qué segmento pertenecerá este vehículo y tampoco se ha revelado ninguna información adicional.

BMW y el hidrógeno

El interés de BMW por los vehículos con pila de hidrógeno no es nuevo. En 2015 la firma bávara ya presentó un prototipo que empleaba esta tecnología basado en el Series 5 GT. En aquel momento se anunció que los primeros vehículos de la marca con pila de hidrógeno llegarían al mercado en 2019, sin embargo no ha sido así, ni es algo que vaya a ocurrir en lo que queda de año.

Si finalmente se presenta en 2020 esta nueva versión del X5 con pila de hidrógeno, BMW cumpliría finalmente aquella promesa que realizó aunque con algunos meses de retraso. Tampoco se sabe exactamente cuanto tiempo pasaría hasta su comercialización en masa sin excesivas restricciones en su producción.

La idea dentro de la compañía es que la tecnología basada en el hidrógeno tiene mucho potencial, pero su momento todavía no ha llegado. Aunque los costes a día de hoy son demasiado elevados, esto es algo que podría empezar a cambiar hacia el año 2025. BMW cree que el sector de la logística es especialmente adecuado para que esta tecnología eche a andar, y considera que los camiones y los autobuses con pila de hidrógeno pueden ser solo el comienzo.

El nuevo X5 con pila de hidrógeno llegará a un mercado con pocos competidores

Actualmente tan solo unos pocos fabricantes cuentan con algún modelo de pila de hidrógeno a la venta y en todos estos casos el volumen de producción es muy reducido, limitado además a mercados muy concretos. Los dos vehículos más conocidos con esta tecnología son el Mirai de Toyota y el Nexo de Hyundai. Mercedes-Benz también comercializa el GLC F-Cell, pero únicamente está disponible para algunos clientes muy concretos y bajo un programa especial de leasing.