El nuevo Honda Jazz debuta desde la cita local ofreciendo una profunda actualización estética y mecánica

Parece mentira pero con la que llegue en 2020 se habrán comercializado ya cinco generaciones del Honda Jazz. Un pequeño monovolumen que nada contracorriente en la tendencia del mercado pero que se resiste a base de ofrecer nuevas soluciones.

Así es el Honda Jazz, un MPV de pequeñas dimensiones y gran habitabilidad ya que, orientado no solo al mercado local, las cotas de este vehículo le permiten adaptarse desde a las rutinas y quehaceres en el tráfico de una gran ciudad como para ser el automóvil familiar durante los largos desplazamientos.

Renovación general

Un profundo rediseño estético donde ahora adopta una parrilla en forma de alas de ave extendida durante su vuelo en planeo que cubren unos grandes focos que le confieren una sensación de mayor anchura global que lo visto hasta la fecha en anteriores cajas.

La elevada cintura y el prolongado pilar A provocan una sensación de menor altura y la robustez de la caída del pilar posterior aumenta percepción de vehículo compacto.

AdvertisementAdvertisement

La zaga, sencilla, limpia, sin complicaciones, dispone de un portón de apertura superior que divide los grupos ópticos posteriores lo que facilita el acceso o extracción de mercancía en su maletero.

Además, en esta quinta generación, para quienes busquen un nuevo Honda Jazz más a la moda, la versión Crosstar ofrecerá una imagen más campera, acorde con la tendencia del mercado a tomar prestados elementos propio de los todoterrenos en carrocerías que no son propias de un vehículo capaz de superar cualquier barrera sobre el terreno.

Sea como fuere, lo más importante de este quinto miembro de la saga que es que las mecánicas ofrecidas serán, sí o sí, electrificadas. Es decir, el nuevo MPV será un coche híbrido en cualquiera de sus configuraciones.

En cuanto al interior, se da un paso hacia la era de la conectividad y de los sistemas de información y entretenimiento. Por eso, mediante el punto de acceso a internet por wifi, los viajeros podrán estar conectados con el exterior.

Igualmente, la pantalla táctil de LED situada en la consola central resulta intuitiva y visualmente muy accesible para un rápido y efectivo manejo de sus funciones.  Esta pantalla se instala en un salpicadero sencillo y limpio que aporta espacio en el interior.

Los asientos delanteros, ahora más anchos y ergonómicos, están orientados a su disfrute durante la conducción  e incluyen soportes acolchados que dan alivio contra uno de los peores enemigos de la conducción, la fatiga.

Las plazas traseras cuenta con la disposición Honda Magic Seats que permite que sean abatidos por completo en caso de querer aumentar el espacio de carga desde el maletero hacia las plazas delanteras.

La mecánica híbrida del Jazz de 2020

Honda vuelve a recurrer a la configuración híbrida eléctrica e:HEV, dentro de la nueva gama de vehículos Honda e:Technology con el propio Honda e como producto estrella.

El esquema mecánico se traduce en un donde el motor eléctrico ejerce el trabajo sobre el tren motriz, es decir, ejerce como impulsor, y el motor térmico actúa como un generador de energía que se transforma en electricidad y que alimenta al sistema eléctrico.

Honda Jazz 2020 21Esto supone que, a pesar de contar con un motor que recurre a los carburantes fósiles cuenta con el eléctrico como impulsor del coche y desplaza al propulsor tradicional a un segundo plano.

Sin que se hayan aportado datos sobre las especificaciones técnicas del coche, sí que se ha dado como referencia que este coche empezará su comercialización a mediados del año 2020.