Mazda prepara su inclusión en el mercado de los coches eléctricos con la presentación de su primer vehículo 100 por 100 eléctrico

Bajo la filosofía Kodo, alma en movimiento en japonés, Mazda viene ofreciendo un abanico de productos cuyo diseño muestra una marcada imagen de marca.

Y no va a ser diferente para con el primer coche eléctrico de Mazda. Un automóvil que será presentado en mañana del próximo 23 de abril, horario peninsular nocturno aún.

De momento, la marca ha avanzado un pequeño vídeo donde muestran trazos del coche. Un vehículo que cuenta claramente con un diseño inspirado, claramente, en las carrocerías coupé.

AdvertisementAdvertisement

A pesar de no queda claro qué configuración o arquitectura veremos en el Salón de Tokio, la opción de un todocamino de carrocería coupé, solución últimamente muy en boga y recurrente en las tendencias de los SUV o crossover de nuevo cuño, se posiciona como una de las mejores apuestas sobre cómo será el primer coche eléctrico de Mazda.

La fotografía estática presentando un capó elongado y con una inclinación hacia el suelo baja. La inserción del pilar A nos hace pensar que nos encontramos ante un vehículo de apariencia ya vista en los nuevos SUV de corte coupé de otras marcas.

Durante la visualización del vídeo, en el segundo 7, se muestra una imagen lateral trasera donde se aprecian unos guardabarros instalados en los pasos de rueda, señal inequívoca de su inspiración en los vehículos más aventureros o camperos.

Desde el pilar B, la bóveda del techo parece tener más similitudes con la que muestra la carrocería del Mazda CX-5, lo cual concordaría con la imagen del vehículo de pruebas que fue visto en Noruega bajo la carrocería de uno de estos SUV y que ya publicamos.

Mazda eléctrico

Apostando a caballo ganador

No podemos olvidar que hay que tener en cuenta los movimientos del mercado de la industria automovilística y que la última propuesta de la marca, el todocamino Mazda CX-30, es un SUV coupé.

Primer Coche Electrico Mazda

Un coche que no solo vino a aumentar la gama de SUV de la marca sino que vino a rellenar el supuesto hueco entre los dos todocaminos de la marca con una carrocería más estilizada y diferenciada, sobre todo, respecto del Mazda CX-3.

Por otro lado, el Mazda CX-30 es un coche clave para la marca debido a que, a pesar de mantener su apuesta por un bloque principal de gasolina, el nuevo motor Skyactive-X muestra una eficiencia energética nunca antes vista en los bloques manufacturados por la marca japonesa.

Además, el CX-30 con el motor 2-0 Skyactiv-X es un coche que cuenta con un sistema mild-hybrid por lo que forma parte del catálogo de SUV híbridos de Mazda.

Sea como fuere, nos encontramos a menos de una semana para que se desvele el aspecto definitivo del nuevo y primer coche eléctrico de Mazda, un vehículo que lucirá bajo los focos de la cita tokiota y que será, sin duda, uno de los coches más importantes para la historia de la marca.