Tesla empleará baterías LFP en todos los Model 3 con autonomía estándar

Tesla empleará baterías LFP en todos los Model 3 con autonomía estándar

Escrito por: Javier Cantagalli   @Cantagalli    27 febrero 2021     3 minutos

Los limitados suministros de niquel y su elevado precio, van a llevar a Tesla a ampliar el uso de baterías LFP en su gama baja de vehículos

Como ya hemos contando en anteriores ocasiones, actualmente todos los Model 3 con autonomía estándar plus que llegan a Europa provienen de la planta china de Shanghai, y tienen la particularidad de equipar baterías de litio ferrofosfato o LFP, en vez de las más habituales de ion-litio.

Tesla tomó la decisión de emplear estas baterías también en el mercado europeo hace ahora ya un año. Un movimiento de la compañía que, en principio, parecía provisional hasta que la planta de Berlín comenzase a andar.

Sin embargo, la escasez en el suministro de niquel, un componente esencial en la fabricación de baterías de ion-litio, va a llevar a Tesla a ampliar el uso de baterías LFP a los Model 3 con autonomía estándar plus que se venden también en otros mercados como el norteamericano, donde hasta ahora seguían equipando baterías de ion-litio.

Baterías LFP sin niquel

Así lo acaba de anunciar Elon Musk, el Director Ejecutivo de la compañía, argumentando que de este modo podrán reservar los limitados suministros de niquel con los que cuentan, para la producción de las baterías de ion-litio que equiparán sus modelos de gama más alta.

La principal ventaja de las baterías LFP es que son más baratas, ya que no emplean niquel, uno de los componentes que más encarecen la producción de baterías. Esto las convierte en una buena opción para emplearlas en vehículos eléctricos de gama baja, en los que el precio final de venta es determinante.

Tesla super-batería

Los vehículos eléctricos con baterías LFP tienen que hacer frente, sin embargo, a algunas desventajas en comparación con aquellos que usan baterías de ion-litio. Algunas pruebas realizadas con unidades del Model 3 con autonomía estándar plus fabricadas en China -equipadas con baterías LFP- y otras con autonomía extendida -con baterías ion-litio-, demuestran que los tiempos de carga son bastante más prolongados en los primeros.

Las baterías LFP son, además, algo más pesadas. Esto es debido a que su densidad energética es algo menor, por lo que es necesario emplear más celdas para ofrecer la misma capacidad en kWh que con el mismo vehículo equipado con baterías de ion-litio. Y este mayor peso, implicará obviamente un mayor consumo energético.

Solo para la gama de entrada a la marca

Las baterías LFP no son, por tanto, adecuadas para vehículos eléctricos de gama media-alta, como sería por ejemplo el Model 3 Performance o incluso el de autonomía extendida. Y es por ello que Tesla solo planea emplearlas en la versión con autonomía estándar plus. Una decisión que además le podría permitir incluso reducir un poco más el precio final de esta versión de acceso a la gama del fabricante.

Comentarios cerrados

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.