Aparcamientos solares: ¿qué son y cómo funcionan?

Aparcamientos solares: ¿qué son y cómo funcionan?

Escrito por: Antonio Roncero   @roncero_antonio    12 julio 2022     2 minutos

Con placas fotovoltaicas en el techo, los aparcamientos solares permiten generar electricidad para recargar coches eléctricos.

Los aparcamientos solares son una solución ideal para fomentar la electromovilidad, especialmente en aquellas zonas en las que la infraestructura de recarga es deficiente. Incluso existe la posibilidad de instalar aparcamientos solares en el propio domicilio, si no hay posibilidad de montar placas solares en el techo de la vivienda.

En un aparcamiento solar, la propia estructura o marquesina que hace las veces de protección para el vehículo cuando está aparcado sirve de base para instalar las placas fotovoltaicas. El funcionamiento de estos aparcamientos solares es el mismo que el de una instalación fotovoltaica en una vivienda. Las placas solares transforman la energía del sol en electricidad, que se puede utilizar directamente para recargar la batería del vehículo, para abastecer de energía eléctrica a una vivienda o para almacenarla en un sistema de baterías y utilizarla a demanda.

Aparcamientos solares para recargar coches eléctricos

Una de las ventajas es que este tipo de estructuras se pueden instalar prácticamente en cualquier sitio, desde la plaza de aparcamiento de una casa al parking de un edificio de oficinas o una industria… o en cualquier espacio habilitado para el estacionar vehículos, creando así  electrolineras. Imagina las posibilidades con instalaciones de este tipo en los aparcamientos de los hoteles, los restaurantes o incluso en gasolineras. Se aprovecha así un espacio destinado originalmente solo a dar sombra y proteger a los vehículos que se aparcan debajo para utilizarlos como instalaciones productoras de energía fotovoltaica.

Aparcamiento Solar 1

 

Además, este tipo de instalaciones son fáciles de montar, pues las más sencillas utilizan estructuras de tipo kit, que se montan sin necesidad de soldaduras. A partir de aquí, las instalaciones pueden ser más o menos sofisticadas, hasta llegar al nivel de excelencia para una recarga premium como el que persigue Audi con sus Audi charging hub.

En Reino Unido, por ejemplo, la empresa 3ti ha superado ya una primera ronda de crowdfunding para desplegar la puesta en marcha de Papilio3, el primer miniparque solar emergente del mundo. La previsión es que en 2030 circulen por las carreteras del país unos 14 millones de vehículos eléctricos. Esta solución mejorará la infraestructura de recarga, al poder desplegarse en apenas 24 horas y ofrecer hasta 12 puntos de carga para coches eléctricos. En este caso, las unidades modulares soportan hasta 36 paneles solares, y la capacidad de almacenamiento de la batería es de hasta 250 kWh, lo que permite ofrecer 12 puntos de carga con potencias de 7, 11 y 22 kW.

 

Comentarios cerrados