Pocos días después de conocer la versión más radical del utilitario británico, unas declaraciones ponen encima de la mesa la posibilidad de que el próximo Mini Cooper JCW sea eléctrico

La electrificación está afectando a prácticamente todos los segmentos del mercado, por lo que ya son pocas las marcas que no se han preparado en este sentido con algún modelo en sus gamas. BMW ha sido una de las pioneras, y es que la pasada semana vendieron un BMW 330e muy especial, y es que con él, la marca ya había vendido medio millón de vehículos electrificados.

Mini, marca hermana del fabricante de Múnich, también se está haciendo eco de esta necesidad actual, por lo que hace unos meses conocimos el Mini Cooper SE, la versión eléctrica del célebre utilitario de la marca. También conocimos a principios de mes el Mini John Cooper Works GP 2020, su versión más radical.

Sin embargo, ¿Qué pasa si juntamos ambas creaciones? Puede parecer una locura, pero según las últimas insinuaciones de la marca, no es para nada descabellado pensar que la próxima generación de modelos John Cooper Works serán 100% eléctricos.

Mini Cooper Se Elect (1)El Mini Cooper JCW eléctrico sería posible con unas baterías más compactas

Mike Peyton, vicepresidente de la marca en Estados Unidos, ha afirmado en una entrevista que puede ser una realidad en caso de que la tecnología avance. El representante ha puesto especial atención en la densidad energética de las baterías, y es que deben reducir su tamaño y peso si se quieren instalar en un Mini deportivo.

AdvertisementAdvertisement

Una noticia que hará respirar de alivio a los más puristas de la marca es que Peyton ha afirmado que seguirá manteniendo en su gama a los motores de combustión durante los próximos años. Además, es que la marca no tiene otro remedio, ya que por el momento la única versión ecológica que tienen en su gama es el Mini Cooper SE Countryman All4, la versión híbrida enchufable de su SUV.

Mini Cooper Se 100% Eléctrico 3El Mini Cooper SE abrirá la veda eléctrica en 2020

Sin embargo, todo esto cambiara con la llegada del Mini Cooper SE en 2020, un modelo del que ya conocemos todos sus acabados y precios y que ya nos atrevimos a poner cara a cara con su próximo archienemigo: no te pierdas la comparativa entre el Mini Cooper SE y el Honda E.

El vicepresidente en territorio estadounidense de la marca ha afirmado que no es necesario que sus versiones más prestacionales estén ligadas a motores de combustión. El motivo es que el principal argumento de venta de sus modelos es “la dinámica y la estética”, dos atributos que sin problema pueden mantenerse en una variante eléctrica.

Por lo tanto, se convierte en materia obligada desarrollar unos nuevos paquetes de baterías que no lastren en exceso el peso total del Mini Cooper, puesto que entonces sí que la marca británica se quedaría sin argumentos para dar este importante giro a su estrategia.