Siete curiosidades del Porsche Taycan que te van a sorprender

Siete curiosidades del Porsche Taycan que te van a sorprender

Escrito por: Antonio Roncero    29 marzo 2020     4 minutos

Para que el primer Porsche 100% eléctrico sea todo lo deportivo que se espera de un modelo de la marca, el Taycan tiene un sistema de propulsión único.

Cien por cien eléctrico, pero igual de deportivo que el más deportivo de los Porsche. Bajo esta premisa se diseñó el Porsche Taycan, el primer modelo eléctrico de la marca alemana. Y para conseguirlo, se ha echado el resto en tecnología aplicada. Estas son algunas curiosidades sobre su sistema de propulsión.

Bobinado en horquilla para una mayor eficiencia

A diferencia de otros motores eléctricos utilizados en automoción, el bobinado que utiliza el solenoide del estator en los motores del Taycan es un bobinado “en horquilla”, con cables de sección rectangular, en vez de circular. Sus extremos se sueldan mediante láser.

Porsche Taycan 41

Esta tecnología permite mayor compacidad y, con ello, se puede integrar más cobre en el estator, lo que implica un mayor rendimiento y eficiencia. A modo comparativo, un bobinado convencional permite un factor de llenado de cobre en torno al 45%, mientras que con este sistema aumenta hasta un 70%.

AdvertisementAdvertisement

Inversor con modulación de pulso

No, no se nos ha escapado ninguna frase del coche de “Regreso al futuro”. El inversor con modulación de pulso es uno de los componentes más importantes del sistema de propulsión del Taycan. Cada motor cuenta con uno, y se encargan de transformar la corriente continua que suministra la batería en corriente alterna para alimentar los motores.

Porsche Taycan 40

En el caso del Taycan Turbo S, el inversor del motor situado en el eje delantero, por ejemplo, funciona con una intensidad de corriente máxima de 600 amperios, frente a los de 300 amperios de las versiones Turbo y 4S.

Caja de cambios de dos velocidades

Sí, el Taycan, a diferencia de lo que suele ser normal en los coches eléctricos, que no necesitan caja de cambios, tiene una compacta transmisión de dos velocidades, integrada en el eje trasero.

Porsche Taycan 42

De esta forma, la primera velocidad permite al Porsche Taycan una gran capacidad de aceleración desde parado, mientras que la segunda velocidad, que tiene una relación final más larga, permite una mayor eficiencia y alcanzar una velocidad máxima de hasta 260 km/h.

Recuperación de energía: hasta 265 kW “a la mochila”

Recuperar la energía cinética que se genera al frenar y convertirla en energía eléctrica para almacenar en las baterías y aumentar la autonomía es vital en un coche eléctrico. Y el Taycan presume de contar con uno de los sistemas de recuperación de energía más eficientes, capaz de recuperar hasta 265 kW.

Porsche Taycan 19

Se pueden seleccionar tres programas de recuperación de energía cuando el conductor levanta el pie del acelerador, desde uno sin prácticamente retención, a otro que ofrece la máxima recuperación posible.

Gracias al sistema de recuperación de energía, Porsche anuncia para el Taycan por primera vez en un modelo de la marca un intervalo para el cambio de pastillas
de freno de sies años.

Alrededor del 90% de las frenadas en conducción diaria se realizan con los motores eléctricos funcionando como generadores de electricidad, sin que llegue a actuar el sistema de frenos electrohidráulico.

Máxima aceleración sin pérdidas de potencia

Un problema con el que se encuentran los coches eléctricos es el de la refrigeración de las baterías y del motor cuando funcionan a su máximo rendimiento, lo que puede provocar pérdidas sustanciales de potencia.

Photography: Christoph Bauer Postproduction: Wagnerchic – Www.wagnerchic.com

Esto no sería admisible en un deportivo como el Taycan. Por ello, Porsche se ha asegurado de que su nuevo modelo eléctrico no sólo ofrezca una cifra de aceleración impresionante, de 2,8 segundos para pasar de 0 a 100 km/h. Lo realmente difícil es conseguir que se pueda mantener ese rendimiento durante diez pruebas de aceleración consecutivas.

El modo “Sport Plus”

Como buen Porsche, el Taycan cuenta con distintos modos de conducción: Range, que favorece la eficiencia; Normal, con un ajuste básico orientado al confort; Sport, para mejorar el rendimiento; y Sport Plus, para conducción deportiva extrema.

Porsche Taycan

En este modo, todas las tomas de aire del Taycan se abren para facilitar la refrigeración, el alerón trasero se ajusta para ofrecer más carga aerodinámica y el chasis rebaja la altura de la carrocería en 22 mm. Además, todos los sistemas que regulan la tracción funcionan hasta cinco veces más rápido, para controlar la potencia que llega a cada rueda en función de la conducción y de la adherencia.

Launch Control: máxima potencia

El Porsche Taycan también cuenta con un modo “Launch Control” que prepara todos los sistemas del vehículo para conseguir la máxima aceleración desde parado.

Porsche Taycan 1

En el caso del Taycan se utiliza la función “overboost”, que permite a los dos motores eléctricos ofrecer una potencia mayor a la que ofrecen durante el funcionamiento estándar durante un tiempo limitado. En el caso del Taycan Turbo S, este pico de potencia es de 560 kW (761 CV).

 

Comentarios cerrados

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.