Probamos el Toyota Yaris Cross: las cinco claves del nuevo SUV híbrido

Probamos el Toyota Yaris Cross: las cinco claves del nuevo SUV híbrido

Escrito por: Antonio Roncero   @roncero_antonio    21 septiembre 2021     10 minutos

Toyota completa su gama SUV con el Yaris Cross, que ya está disponible con sistema de propulsión híbrido desde 21.500 euros con descuentos.

Nos ponemos al volante del Toyota Yaris Cross y analizamos en cinco claves el nuevo integrante de la marca japonesa en el competido segmento de los SUV pequeños. Un coche que completa la gama SUV de Toyota como opción de planteamiento más urbano. Se suma al exitoso C-HR en el que prima el diseño coupé, al nuevo Rav4 como coche familiar. Y al nuevo Toyota Highlander como modelo más grande y lujoso.

Antes de empezar, algunos apuntes interesantes que conviene conocer sobre el Yaris Cross. Por ejemplo, que utiliza la misma plataforma y el mismo sistema de propulsión que el Yaris. En formato SUV la carrocería se va hasta los 4,18 metros de longitud (24 cm más que el YAris) y 1,56 metros de altura (9 cm más que el utilitario), manteniendo la distancia entre ejes. La altura libre al suelo aumenta hasta alcanzar los 170 mm, mientras que la posición de conducción está situada 6 cm más alta.

Presentación Toyota Yaris Cross 2021

El chasis (dirección y suspensiones, básicamente) se han adaptado para un coche más grande, con el centro de gravedad más alto y con más peso. Aunque Toyota ha conseguido que en su transformación a Cross este Yaris SUV apenas “engorde” 100 kg. Exteriormente no lo asociarías a un Yaris de no ser por los anagramas, comercialmente bien podría haber sido un coche con nombre propio.

Otra cosa es en el interior, donde hay algunos cambios, pero sí se mantiene en gran medida el diseño del salpicadero ya conocido en el Yaris. Lógicamente, como veremos más adelante, el formato SUV de su carrocería y el aumento en tamaño permiten una ganancia en espacio interior y en capacidad del maletero. Esto convierte al Yaris Cross en una alternativa perfecta a un coche compacto, como podría ser el propio Toyota Corolla.

Gama, precios y descuentos del Toyota Yaris Cross: ¿cuál compro?

Toyota ofrece cinco acabados para el Yaris Cross. Los denominados Active Tech, Style y Style Plus se asocian a las versiones con tracción 4×2, y el Adventure y el Premiere Edition son para el 4×4. A mencionar que este último es una edición especial de lanzamiento muy equipada, que no se ofrecerá durante toda la vida comercial del modelo. También hay un acabado Business Plus, destinado a flotas y empresa.

Los descuentos son muy importantes para establecer el precio final. Como primera oferta comercial Toyota descuenta 2.400 euros en el acabado base y hasta 3.400 euros en el resto, sin necesidad de financiar la compra con la marca. La gama quedaría entonces como sigue:

  • Yaris Cross Active Tech: 23.350 €
  • Yaris Cross Style: 24.350 €
  • Yaris Cross Style Plus: 26.100 €
  • Yaris Cross Adventure: 27.600 €
  • Yaris Cross Premiere Edition: 30.300 €

Financiando la compra tienes un descuento adicional de 1.850 euros, lo que permite acceder a un Yaris Cross Active Tech desde 21.500 euros. No es la única ventaja de financiar. En caso de hacerlo, el paquete Easy Plus merece mucho la pena, pues por 500 euros, añade la ampliación de la garantía a 4 años y 4 años de mantenimiento básico gratuito. Tienes otro paquete más completo también muy ventajoso en precio (950 euros), que añade un año de seguro a todo riesgo con una franquicia baja.

Presentación Toyota Yaris Cross 2021

Nuestra recomendación, si optas por el acabado básico, que ya tiene un equipamiento muy abundante, es considerar los paquetes Confort o Connect. Pero entonces el precio se acerca mucho a la versión Style, que sería nuestra elección. A todo lo que lleva el Active Tech con el paquete Connect añade, entre otras cosas, las llantas de 18 pulgadas, tapicería de cuero parcial, climatizador bizona, detector de presencia en el ángulo muerto…

Además, si quieres un Yaris Cross con algunos de los sugerentes acabados bicolor con el techo en contraste que se ofrecen como opción (toma nota, son unos 900 euros), solo puedes hacerlo a partir del acabado Style.

¿Me sirve el Yaris Cross como único coche para todo?

Los SUV de esta categoría se están convirtiendo en la alternativa a los tradicionales compactos como coche para el día a día. Y el caso del Yaris Cross no es una excepción, pues cumple en gran medida con lo que un cliente de la marca esperaría de un Corolla, pero con esa estética SUV que sigue siendo muy demandada.

La posición de conducción más elevada, y la de los pasajeros algo más “sentados” que en un turismo convencional, son uno de los reclamos de este tipo de coches, y en el Yaris Cross te sentirás como en un auténtico SUV. El espacio para las plazas traseras es mucho mayor que en un Yaris, y está en la línea de lo que ofrecen sus rivales. Podrás utilizarlo más cómodamente que un compacto para instalar sillas infantiles, por ejemplo. Y dos adultos irán igual de cómodos o más que en un Corolla.

Toyota Yaris Cross 34

También el maletero gana más de 100 litros respecto al Yaris aunque sus casi 400 litros (397, para ser exactos) se quedan algo por debajo de los mejores de la categoría. Aun así, es una buena cifra y sus formas son muy regulares, con soluciones prácticas como el piso dividido y modulable en dos alturas, o cinturones retráctiles para sujetar la carga. De serie los asientos se abaten en proporción 60:40, pero en las versiones más equipadas, que también ofrecen la posibilidad de abrir el portón trasero mediante un gesto con el pie bajo el paragolpes, la configuración es más práctica: 40:20:20.

¿Qué tal funciona el sistema híbrido del Yaris Cross?

Quienes piensen que los 116 CV del sistema híbrido del Yaris pueden quedarse cortos en el Yaris Cross, más grande y pesado, pueden apartar sus temores. Por el momento es y será la única opción mecánica (más adelante podría ofrecerse una versión más potente) y cumple con lo que se espera de un coche de este tipo, con el que se harán más kilómetros por ciudad o la periferia que en viajando por autopista.

Incluso en este segundo caso las prestaciones no serían un problema; pudimos recorrer muchos kilómetros por carretera y autopista durante la toma de contacto, y el Yaris Cross muestra empuje suficiente y la capacidad para ganar velocidad que esperas de un coche con esta potencia. Además, el sistema híbrido del Yaris Cross te invita a conducir tranquilo y buscando la eficiencia si no quieres que el trayecto resulte incómodo. Esto es debido a que el habitáculo del Yaris Cross no está tan insonorizado como el de, por ejemplo, un Corolla.

Aparte de que el sistema híbrido de Toyota tiene la peculiaridad de que el ruido debido al continuo “sube y baja” de vueltas del motor de gasolina cuando no puedes mantener una velocidad constante, llega a ser molesto con el paso de los kilómetros.

Presentación Toyota Yaris Cross 2021

En ciudad, en recorridos interurbanos o viajando tranquilos es donde el equipo que forman el motor 1.5 de gasolina de tres cilindros (funciona según el ciclo Atkinson) y el motor eléctrico de 80 CV se coordinan para ofrecer una buena respuesta al acelerador y unos consumos muy bajos, Homologa entre 4,4 y 5,2 l/100 km en las versiones 4×2, y no es difícil acercarse a estas cifras si usas el modo ECO, gracias a la capacidad del Yaris Cross para circular más tiempo en modo eléctrico en esta cuarta generación del sistema híbrido de Toyota.

Cuando lo conduces, en cualquier situación el Yaris Cross también deja claro que es más coche que el Yaris. No llega a ofrecer esa calidad en el trabajo de las suspensiones de un Corolla, pero sí se nota que es más que un utilitario. No he podido probar todavía una versión 4×2, que seguramente resulte algo más cómoda en situaciones como badenes o baches grandes, donde los ajustes específicos del 4×4 le hacen algo seco de reacciones. Por cierto, la suspensión trasera en los 4×2 es de eje torsional, más sencilla que el multibrazo de los 4×4.

Toyota Yaris Cross 39

A destacarr el paquete de asistentes Toyota Safety Sense de serie, con sistema pre-colisión que ayuda asistiendo a la dirección, control de velocidad de crucero adaptativo y sistema de mantenimiento de la trayectoria en el carril (guiado longitudinal y lateral). Además, los asistentes funcionan muy bien.

¿Merecen la pena las versiones con tracción total?

No es algo habitual en el segmento ofrecer versiones con tracción total, pero Toyota lo hace en el Yaris Cross aprovechando las ventajas y la simplicidad que ofrece una tracción total de tipo eléctrico.

Para ello se utiliza un segundo motor eléctrico en el eje trasero, que obliga al mencionado cambio de la suspensión de los 4×2 por un eje multibrazo. Por estos motivos el 4×4 pierde casi 80 litros de capacidad de maletero, quedando más cerca del Yaris que de un Yaris Cross 4×2. Uno de los primeros motivos como para desestimar la tracción 4×4.

El segundo motivo por lo que me quedaría con un 4×2 e invertiría la diferencia de precio en un Yaris Cross bien equipado y con neumáticos All Season, que estoy seguro de que incluso sería mejor opción para circular sobre superficies complicadas que un 4×4 con neumáticos convencionales, es que esta tracción es, por decirlo de alguna manera, una tracción total “básica”, debido a las propias limitaciones del sistema.

Presentación Toyota Yaris Cross 2021

El motor eléctrico trasero tiene una potencia de 3,9 kW y un par de 52 Nm, y ayuda siempre al arrancar o al circular sobre firme con poca adherencia, pero sólo hasta una velocidad de 70 km/h. Tienes un mando entre los asientos para elegir entre dos modos de conducción alternativos al modo normal. El modo Trail es realmente una especie de autoblocante electrónico, pues frena la rueda que patina para repartir más par a la que presenta más agarre. En modo Snow limita el par que se transmite a las ruedas al acelerar.

Es posible que muchos potenciales compradores del Yaris Cross se sientan más atraídos por la estética diferenciadora que se asocia al acabado Adventure que se asocia a esta versiónb 4×4 que por las ventajas que pueda proporcionar el sistema en sí. Lástima que no se ofrezca un “kit Adventure” para los 4×2.

Las mejores alternativas al Toyota Yaris Cross

Entre los SUV de esta categoría con motor híbrido auto-recargable hay dos alternativas que me parecen mejores que el Yaris Cross por agrado de utilización, especialmente en aislamiento y ruido. Son el Renault Captur E-TECH Híbrido y el Hyundai Kona Híbrido.

Los dos son claramente más potentes (por encima de los 140 CV) y, por lo tanto, también tienen mejores prestaciones, manteniendo un consumo que llega a ser tan bajo como el del Yaris Cross si consideramos una utilización media contando con ciudad, carretera y autopista. Eso sí, el precio parte desde los 25.400 euros en ambos casos, casi lo que cuesta el Yaris Cross 4×2 más equipado.

Otros SUV a considerar en esta categoría por su buena relación entre precio y equipamiento, aunque no sean híbridos, son el Ford Puma, el Seat Arona, el Peugeot 2008 o el Skoda Kamiq. En algunos de ellos es posible optar por versiones mild-hibrid o de GLP, que al igual que el Yaris Cross y las dos alternativas mencionadas anteriormente, cuentan con la etiqueta ECO de la DGT.

Galería de imágenes Toyota Yaris Cross


Comentarios cerrados